• redaccion

Inicia la era morenista en la Cámara de Diputados


“¡Es un honor estar con Obrador!, ¡Sí se pudo!”. Fueron frases de los morenistas que retumbaron en la Cámara de Diputados durante la instalación de la nueva legislatura federal LXIV

Son ocho fracciones. De los 499 diputados alcanzaron la cifra de 247 diputados y el resto de los grupos parlamentarios guardó silencio, en una especie de reconocimiento al músculo ajeno. Un legislador se reportó enfermo.

Pasada la solemnidad y luego la algarabía los panistas —segunda fuerza— optaron por reprochar al PRI fraudes municipales en Nuevo León y presumieron el triunfo en Puebla; al final de la sesión intentaron resurgir al grito de: “¡Acción Nacional.

La sesión inició con retraso de casi 50 minutos, porque los del PAN, alistaban pancartas y reclamos colectivos.

El secretario general de la Cámara, Mauricio Farah, resaltó la histórica paridad de género en este Congreso: 241 diputadas.

Y el Congreso Farah lo detalló así : Morena con 247; PAN con 80; PRI con 47; PES con 31 ; PT con 29; MC con 28 , PRD con 20, PVEM con 16 y sin partido 2.

La mesa de decanos, encabezada por Pablo Gómez, presidió el protocolo de protesta de los 499 diputados, según el quorum registrado 20 minutos después de iniciada la ceremonia. El morenista Roger Hervé, de Yucatán, se reportó enfermo.

La Junta de Coordinación Política había designado ya al presidente de la Mesa Directiva: el octogenario Porfirio Muñoz Ledo, de Morena, acompañado por tres vicepresidentes: Dolores Padierna (Morena), Juan Carlos Romero Hicks (PAN) y Dulce María Sauri (PRI). El PT, ya desfundado por las traiciones, perdió su posición de cuarta fuerza política y se debió conformar con una de las ocho secretarías.

De los 12 integrantes de la Mesa Directiva, nueve fueron mujeres, un dato aclamado al unísono. La conformación se aprobó por 496 diputados; tres votaron en contra. Entre los legisladores más vitoreados durante la votación, además de Muñoz Ledo, Delgado y Padierna, estuvieron Tatiana Clouthier, Horacio Duarte, Pablo Gómez y Alfonso Ramírez Cuellar, plana mayor de Morena.

Se escuchó un ligero abucheo, para el llamado Niño Verde, Jorge Emilio González Martínez, también un “Ya no aguanto la faja”, de Merary Villegas, Diputada de Sinaloa mientras que Gerardo Fernández Noroña, de mezclilla y guayabera, lucía y la independiente Ana Lucía Riojas, de tenis y playera, con la bandera de la comunidad LGTB. (con información de La Crónica)


  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • White YouTube Icon

15 Segundos | Periodismo Político en Monterrey, Nuevo León.