top of page
  • Foto del escritorFRANCISCO TIJERINA ELGUEZÁBAL

Movilidad





Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal


“Mue muevo, luego existo” Yomero

Hay días en que sinceramente creo que no es verdad que en la zona metropolitana de Monterrey nos hacen falta vialidades y que ya no caben más vehículos en sus calles. El problema no está ahí, sino en la falta de cultura y responsabilidad al momento de conducir de una inmensa cantidad de personas que piensan como Pepe Gálvez en aquella película en la que decía: “Primero yo y que se hunda el mundo”. Padecemos, sí, del gravísimo problema de mantener las vueltas a la izquierda en muchos lugares, lo que provoca cruces de carriles peligrosos y la eterna escena en la que un o una gandul, gañán, pentonto con ínfulas de dueño del pueblo, se ahorra la fila y se detiene un segundo carril para meterse “a la brava” en otro paralelo, importándole madres el resto de los cristianos que vienen detrás, deteniendo el tráfico y provocando choques por alcance. Y encima, los descarados, se encabritan y te ponen jeta cuando no les das el paso, como si uno tuviese la obligación de ser amable con quien evidentemente no lo ha sido con el resto de los mortales. Por otra parte, mantenemos la mala práctica de que se apruebe la instalación de sitios públicos y muy concurridos en cualquier lugar, sin tomar en cuenta necesidades y espacios. Ayer me tuve que chutar 45 minutos entrampado en la calle de 5 de Mayo, entre Mina y Platón Sánchez, y todo porque en el exterior del Instituto Estatal Electoral y de Participación Ciudadana había un montón de porristas acompañando a diputados locales electos de todos los partidos y a cada instante bloqueaban el paso. ¿Por qué no cambian las instalaciones del IEEPCNL al lecho del Río Santa Catarina en unas carpas y que ahí se junten todas las veces que quieran? ¿Por qué no habilitan una pista en el mismo río, desde Santa Catarina y hasta Cadereyta, para que por ella marchen los desocupados del Partido del Trabajo cada vez que se les antoje, así como otros que quieren protestar o festejar cualquier tontería sin perjudicar al resto de la humanidad? ¿Por qué no idear soluciones prácticas para que sitios de grandes concentraciones no entorpezcan el tráfico con las personas que ahí acuden y que a fuerza quieren encontrar lugar para estacionarse junto al acceso? No, no nos hacen falta vialidades, nos hace falta ser más inteligentes y una autoridad que

simplemente nos haga cumplir la ley y conducir como Dios manda.




Terroristas

Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal


“Una injusticia hecha al individuo es una amenaza hecha a toda la sociedad” Montesquieu

Lo bueno es que es una empresa “de clase mundial”. En medio de la ola de apagones por sobrecarga y falta de capacidad, aunada a los fuertes vientos y las lluvias ocasionales que suspenden el suministro un día sí y otro también, nuestra amada CFE nunca deja de sorprendernos. Y es que para ahorrarse la distribución de sus recibos de pronto empezó a fallar el reparto, por lo que no quedó de otra que suscribirse al servicio de envío mediante el correo electrónico. Lo que no dijeron es que los siempre eficientes prestadores utilizarían la herramienta como un arma para amenazar, intimidar y estar fregando a los sufridos usuarios que debemos pagar sus nunca claras tarifas. Vecinos de diversos sectores denuncian que llevan días y días sin luz, pero eso sí, tárdate tantito en pagar para que veas lo que es eficiencia de clase mundial para cortarte el servicio. Llega el mensaje con el recibo al correo electrónico y lo descargas, tiene fecha de vencimiento para el 13 de junio y te programas para pagar. Pero un par de días después llega un nuevo correo que dice “Recordatorio de pago” y a la letra sentencia: “Estimado usuario, le informamos que el servicio X número a nombre de Fulanito de tal, presenta un adeudo de chorromil pesos, por lo cual se solicita realizar el pago de manera oportuna, (y aquí viene la amenaza) de no hacerlo quedará susceptible a la incorporación en Buro de Crédito”. Órale ¿y cuando cortan el servicio y te dejan sin luz a ellos también los meten al Buró de Crédito? Eso sí, muy atentos te salen con que “En caso de haber realizado el pago, favor de hacer caso omiso”, tan omiso como el caso que hacen de los reportes cuando tienen fallas. ¿Por qué si no ha vencido el plazo para liquidar el pago afirman que tienes un adeudo? En tanto liquides el pago en tiempo y forma no serás un deudor. Pero así se las gastan, son “terroristas de clase mundial”.




Realidad

Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal



“La astucia puede tener vestidos, pero a la verdad le gusta ir desnuda” Thomas Fuller

Y de pronto llega y se presenta ante nosotros desnuda, cruda, con una absolutez tan rotunda que no deja espacio para la duda o el reclamo. La realidad tiene tantas visiones como actores en la escena y dependiendo del punto de vista y los resultados, que no la suerte, es la manera en que se percibe. En el caso de las elecciones todo se resume a dos posibilidades: ganar o perder. Porque da lo mismo perder por uno, que por cien, que por mil de diferencia y no importa el lugar que ocupes en el ranking al final de la contienda, sólo interesa y vale ser el número uno. Atrás quedan las encuestas y los pronósticos, las ciertas y también las “cuchareadas”, detrás las estrategias y la guerra sucia, hoy todo acabó y es deber someterse al juicio de los resultados, esos fríos, esos demoledores. Habrá quienes pretendan modificar el curso de la historia peleando en los tribunales el resultado de la contienda y en su derecho están, pero falta ver si pueden cambiar las cosas. El tiempo y la razón ponen a cada quien en su lugar. Ganar elecciones no es cuestión de suerte, sino arte y ciencia que se conjugan para convencer a un ser humano de cruzar un nombre en una boleta, dentro de la soledad de la mampara de una casilla, en esos breves instantes en que todo se define.



Ni todo el oro del mundo


Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal


“Es bonito tener dinero y cosas que puede comprar el dinero, pero también es bonito tener las cosas que el dinero no puede comprar” George Horace Lorimer

La modernidad y algo de dinero hacen que podamos vivir sobrellevando la falta de algunos satisfactores o bien reduciendo las molestias de algunas incomodidades. Pero, ¿qué pasaría si de pronto y a pesar de contar con el dinero suficiente para pagar, esos insumos o herramientas no estuviesen disponibles? Monterrey es un infierno y por ello adquirimos climas para instalar en todas partes, aunque eso signifique disparar el consumo de la nada barata energía eléctrica; es entonces cuando adquieres paneles solares para reducir el pago y aún así, la alta demanda provoca fallas en el suministro, por lo que acabas comprando una planta de emergencia o unas baterías de respaldo. Después de tomar agua de la llave durante toda la vida, desde hace un par de años nos percatamos en casa que todos los meses sin falla todos los integrantes nos enfermábamos del estómago, hasta que por descarte concluimos que la fuente de nuestros males era el agua y lo resolvimos consumiendo agua purificada; el problema ahora es encontrarla, porque con bastante frecuencia las distribuidoras no llegan a repartirla y se agota en las tiendas cercanas. Por increíble que parezca, detalles mínimos como el hielo para enfriar las bebidas se torna un problema, porque a pesar de que desde hace tiempo hemos adquirido aparatos que producen hielitos, resulta que no los utilizamos porque tienen agua de la llave, por lo que sólo sirve para enfriar cosas por fuera, así que cada dos o tres días hay que ir a comprar hielo, aunque últimamente se está acabando y para resolverlo le pedimos al bendito Amazon nos traiga hasta las puertas de casa un aparato que produce hielo. Ahora el problema es que el nuevo aparato consume energía eléctrica y hay que alimentarlo con agua purificada, lo que generará mayores costos, pero eso sí, tendremos hielo. Y me pregunto, ¿qué pasará cuando ni con todo el oro del mundo se puedan adquirir ni el agua, ni la luz y dejen de funcionar el clima, el refri y no pueda hacer hielitos?


Transferencias


Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal

26 de mayo


“El hombre sabio no debe abstenerse de participar en el gobierno del Estado, pues es un delito renunciar a ser útil a los necesitados y un cobardía ceder el paso a los indignos” Epicteto de Frigia

Llega la última semana de las campañas, la semana crucial en la que quienes por fin se convencen de que no tenían ninguna posibilidad de triunfo, hacen válida la frase ranchera de “De lo perdido, lo caido” y es entonces que “declinan” por algún contendiente de otro partido. En todos los casos se hacen a un lado no como un ejercicio de ceder ante una evidente verdad, sino más bien con el propósito de buscar algún beneficio, por pequeño o mínimo que sea, a fin de rescatar algo de la derrota. El problema está en que esas “declinaciones” no son reales. Los votos de los simpatizantes y militantes de sus partidos no pueden transferirse de manera automática a otro aspirante, no se tiene potestad sobre el voto de las personas y estas llegarán a la casilla y cruzarán el nombre del candidato que mejor les parezca, sin importar si su opción original haya declinado. No se puede declinar, porque el nombre y el emblema del partido seguirán en la boleta. ¿Qué pasaría si un candidato “declinado” obtiene el mayor número de votos en la elección? Simple, la autoridad electoral lo tendría que validar como triunfador, sin importar que públicamente haya dicho que se adhería a la campaña de otro contendiente y este último no podría reclamar para sí lo que en las urnas no obtuvo. Por tanto las declinaciones son una vacilada. Un acto simbólico que no tiene validez alguna y que ensucia el proceso electoral. Los arrepentidos pueden vender, cambiar, canjear, negociar, su declinación, pero lo cierto es que no sirve de maldita la cosa, como no sea para quienes públicamente renuncian a la contienda y que con ello obtienen alguna clase de beneficio. Sería ideal el acabar de una vez por todas con estos teatritos que en nada abonan a nuestra democracia.


Planeación

Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal

22-mayo


“El éxito no se logra sólo con cualidades especiales. Es sobre todo un trabajo de constancia, de método y de organización” J.P. Sergent

Mantener el ritmo de la campaña generando contenidos de interés para el electorado y los medios de comunicación, no es tarea sencilla, pero tampoco imposible. En pleno cierre del periodo de campañas, llegas a la conclusión de que son pocos, muy pocos, contados, los equipos de candidatos que han mantenido la constancia de generar por lo menos una nota diaria de propuestas y pronunciamientos, sin depender de la coyuntura y, sobre todo, en el ánimo de manejar la agenda. Como cada tres años, me he topado con aspirantes a algún cargo de elección popular que justifican su escasa presencia en medios de comunicación tradicionales bajo el pretexto de que no les incluyen porque no compran espacios publicitarios, lo cual es una mentira. No están porque no son noticia, porque no generan nada de interés, porque repiten sus contenidos, pero no porque no compran publicidad. Quienes mantienen el ritmo y aparecen un día sí y otro también, lo hacen porque con antelación crearon una agenda estratégica, preparando temas y contenidos, fotos, videos, audios, y porque además son capaces de responder ante las eventualidades. Ahora sí que como en los puestos de comida, “por la forma de agarrar el taco, se conoce al que es tragón”



Reciclados

Percepciones Francisco Tijerina Elguezabal

20-mayo


“Una cosa es continuar la historia y otra repetirla” Jacinto Benavente

Dicen que somos lo que consumimos, pero sinceramente me niego a creer que en México hayamos caído tan bajo que hemos renunciado a la posibilidad de continuar el camino exitoso que nos heredaron las viejas generaciones. Tomo como ejemplo la producción televisiva y la oferta que nos hacen las grandes cadenas en nuestro país. Fuimos una potencia en la producción de telenovelas durante décadas, como lo fuimos también en series cómicas. Contamos con enormes talentos creativos, guionistas, productores, directores, actores, pero de pronto algo ocurrió y todo se derrumbó. Veo hoy con enorme tristeza que ante la falta de talento y creatividad local, la cadena Sony en México ha decidido producir un refrito de la exitosa serie norteamericana “Married whith Children”, transmitida de 1987 a 1997, ubicando como ancla del proyecto al actor Adrián Uribe. Es necesario hacer la aclaración de que ya antes hubo otro refrito, este en Argentina, de la misma serie. ¿En serio no hay más actores cómicos que Uribe? ¿Tan jodidos estamos? Igual veo una nueva edición de “El extraño retorno de Diana Salazar”, una novela que data de 1988 y que duró nueve meses al aire con capítulos de lunes a viernes. Ahora nos entregan una nueva versión en la plataforma Vix, como lo han hecho durante los últimos años con todas las telenovelas exitosas, a falta de nuevas historias. Llevo el parangón a la vida política para percatarnos de que con todo y las nuevas tendencias de las redes sociales, lo cierto es que las nuevas generaciones de candidatos no pasan de ser copias de propuestas, acciones, programas, proyectos, ideas, que ya antes otros tuvieron en el pasado. ¿Es que la sequía de las aguas nos secó también el seso? Los problemas de nuestras poblaciones no son los mismos, o tal vez sí pero ahora más complejos por el crecimiento, de suerte que proponer las mismas cosas no es la solución. Deberíamos empezar por preocuparnos por incentivar la creatividad y la imaginación, hacer a un lado las tendencias de la inteligencia artificial y echar a andar la pensadera, para generar nuevas y más novedosas ideas, en la televisión y en la vida misma.

Comments

Couldn’t Load Comments
It looks like there was a technical problem. Try reconnecting or refreshing the page.
Banner de la propiedad v3.1.gif
Banner HG.gif

Noticias recientes

bottom of page