• Araceli Garza

El grito de Mireya... su exesposo, la familia y la justicia se contrapone


Cuántos casos similares se conocen de un litigio de divorcio que lleve años y que por corrupción, influencias e indiferencia de las autoridades terminan en prolongados expedientes con cientos de hojas, un ir y venir de abogados y la poca confiabilidad que hay entre las mismas autoridades para dar certeza a los exámenes y/o dictámenes.

El caso de Mireya pone una vez más al descubierto el manejo del sistema judicial.

Mireya Agraz Cortés, hace ocho meses denunció públicamente durante la entrevista para Imagen Noticias con Francisco Zea, en el que se hablaba del abuso a menores y las maneras de ayudarlos, entre ellas el programa "Antenas por los niños" que vivía una pesadilla por el abuso sexual en contra de sus niños por parte del padre Leopoldo Olvera, abogado

“Yo tengo cinco años tres meses con este problema, ha sido una reverenda pesadilla, estamos sufriendo amenazas por parte del papá”, dijo Mireya aquel 27 de octubre del 2016.

Explicó en aquella ocasión, “a mi hijo le hicieron la prueba de Antenas, salió positiva. Que mi hijo fue abusado y nadie hace nada”.

UN 7 DE JUNIO

Mireya de 38 años de edad decidió envenenar a sus hijos y suicidarse, también sus padres la apoyaron tras perder la custodia de los menores, sin embargo; Rosa María, de 68 años de edad madre de Mireya sigue viva de la tragedia en la residencia 907 de la colonia San Jerónimo Lidice en la delegación Magdalena Contreras

Con su decisión de envenenarlos pensó acabar con la familia antes de entregar a sus tres hijos al que fue su esposo y abusador sexual, según denunció.

En esta tragedia familiar murió Enrique Agras García, de 70 años de edad –abuelo de los pequeños-, Mireya Agras Cortés y los pequeños Emiliano de 10 y las gemelas Arasna y Regina, de 6 años de edad.

Mireya planeó y convenció a sus padres de morir eso es lo que reportan porque perdió la patria potestad de sus hijos de acuerdo a la resolución de un juzgado de lo familiar del Tribunal Superior de Justicia de la CDMX, el mes pasado.

Si al tomar pastillas quedaban aún vivos, tomaría una pistola calibre .25 , dice la carpeta de investigación CI-FMC/MC-1/UI-1C/D/573/06-2017, integrada en la Fiscalía de Investigación para Homicidios de la PGJCDMX.

Para terminar con ese macabro fin, los padres de Mireya -Enrique y Rosa María- dejaron listos sus testamentos y sobres con dinero para que sus otros hijos los velaran y enterraran.

En la carpeta de Investigación se encuentra asentado que pasadas las 22:00 horas, del miércoles, un empleado de la familia llegó a la residencia en la colonia San Jerónimo, en Magdalena Contreras, y encontró los cadáveres de Mireya, sus tres hijos y el abuelo.

En la cama estaban los pequeños Emiliano y las gemelas Aranza y Regina. Junto a ellos estaba una Biblia, un Cristo de madera y la carpeta con el recado. A un costado de la cama estaba Mireya, de 38 años, egresada de la carrera de mercadotecnia en la Universidad del Valle de México. Sobre un catre yacía su padre, Enrique, de 70 años, y al pie de la puerta estaba su esposa, Rosa María, a quien paramédicos le salvaron la vida.

Consta en el expediente 1490/2014 del Juzgado 11 Familiar, que Mireya perdió la custodia de los niños el mes pasado, pues tenía antecedentes de trastorno psicológico y agresividad. Sin embargo, se rehusó a entregarle sus hijos a su ex esposo, un empresario del que se separó en 2011. La mujer fue multada dos veces por incumplir la determinación de un juez; apeló y usó todos los recursos posibles para desacatarla, pero según su mensaje póstumo, prefirió matar a los niños que estar separada de ellos.

Leopoldo Olvera Villa, fue acusado de violación y violencia doméstica, y Mireya decía que su niño mostraba signos de abuso y que las gemelas habían sufrido de “tocamientos” pero a pesar de ello, las autoridades no ejercieron ninguna acción penal debido a según los peritajes que se realizaron salieron negativos. Lo que se sabe de Olvera Villa es que es un empresario dedicado a la importación de productos chinos.

HABLA ABOGADO DE EXESPOSO

Miguel Antonio Saucedo Ramírez, abogado de Leopoldo Olvera, padre de los niños dijo que desde hace más de un año había una sentencia y la señora tenía que entregar la custodia al padre derivado de un litigo de casi siete años de intentar acreditar que la señora padecía trastornos mentales. En entrevista con el periodista Enrique Muñoz, el abogado se había acreditado que Mireya había tenido ingresos al Hospital Ángeles del Pedregal por intentos de suicidio, "en una ocasión incluso fue por otro cóctel de medicamentos, se acreditó que había alienación parental tanto de ella como de los abuelos en contra del papá de los pequeños." Ella se escudaba mucho en unas denuncias penales que falsamente presentó en contra de Leopoldo, pero nunca se acreditó que los niños sufrieron algún tipo de tocamiento, aseguró el abogado

Rocío Medrano, abogada de Leopoldo Olvera, señaló que él también es una víctima en la tragedia y pidió respeto por el duelo que está pasando la familia mientras que la psicóloga María Cristina Pérez Agüero, describió a Olvera como una persona honrada y aseguró que mucho tiempo estuvo separado de los menores y acusado "injustamente".

EXABOGADO DE MIIREYA

Mireya compartió un video en su red social en el que se dan tips para que los padres detecten si sus hijos son víctimas de abuso sexual. "Compartan y enseñen a sus hijos o alumnos a cuidarse, este video es muy bueno!!", escribió Mireya en sus redes sociales.

El abogado Joaquín Alonso González Rivas, primer defensor de Mireya, dijo sentirse triste, frustrado, decepcionado de un sistema judicial arcaico, deshumanizado, desinformado sin capacitación ni información en derechos humanos que sólo se dedica a cumplir con los requisitos de forma sin importar el verdadero fondo de la problemática. En el espacio de Joaquín Lópéz Dóriga, se dio a conocer una carta que el abogado Gonzáles Rivas publicó una vez que se enteró del caso, en ella expone: "El día de hoy me enteré que una clienta a la que atendí en la asociación para el Desarrollo Integral de Personas Violadas A.C., perdió la guardia y custodia de su hijo y dos hijas. El tema aquí es que el progenitor de sus hijos los agredía física y sexualmente". "tras un proceso judicial de casi tres años en el que tuve el honor de representarla en el inicio, que por diversas circunstancias decidió revocarme y contratar a otros abogados, la sentencia salió en su contra de acuerdo a que según las pruebas periciales en psicología, ella estaba incapacitada para tenerlos a su cuidado, así que debía entregarlos a su agresor. Así que decidió matarlos junto con los abuelos de los niños para posteriormente suicidarse".

Jesús Mora Larrazábal, abogado de Mireya, acusó a las autoridades de no atender el caso de supuesto abuso sexual del padre de los menores, que denunció su cliente en vida.

En entrevista con Ciro Gómez Leyva en Radio Fórmula dijo que la decisión de la mujer "fue producto del acoso por varios años de su ex esposo, además de que ella buscó el apoyo de las autoridades familiares, ante la Procuraduría de la ciudad, pero no recibió ese apoyo, incluida la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México".

Mora Larrazábal había solicitado, "un recurso de revisión ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación", pero que la jueza décimo primero de lo familiar, Araceli García Lara, "no tomó en cuenta la opinión de los menores, se excusó y lo envió al siguiente juzgado".


  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • White YouTube Icon

15 Segundos | Periodismo Político en Monterrey, Nuevo León.