top of page
  • Foto del escritorRedacción

Bloquean campesinos obras de la Presa Libertad...


Cansados, hartos, de que con puras mentiras y -con su agua a la que tienen derecho- se les ha cortada desde hace dos años, situación ésta última que les impide a 10 ejidos de Nuevo León y dos de Tamaulipas desarrollar sus labores agropecuarias y de sostenimiento de sus familias, ayer, desde las seis de la mañana, decenas de ejidatarios tomaron las dos entradas a las obras de construcción de la presa Libertad, encabezados por Ubaldo Chávez González, comisariado ejidal de Dolores y San Julián en Linares Nuevo León. Ríos de tinta han corrido para demostrar la canallada que es ese proyecto de la presa Libertad, donde con él se quiere inyectar al área metropolitana de Monterrey 1.6 M3/seg. llevados desde más de 100 kilómetros y a un costo inicial del proyecto de 5 mil millones de pesos, puestos a medias por el gobierno Federal y el gobierno Bronco, todo un fraude hídrico, porque en el subsuelo del Barrio Antiguo de Monterrey, en la construcción de la Línea 3 del Metro, se obtuvo por dos años y medio y de manera constante 2M3/seg., realidad hídrica que hoy explota Agua y Drenaje con más de 20 pozos en la zona. Ese proyecto ha sido un capricho del Consejo Nuevo León y del Fondo del Agua Metropolitano de Monterrey, en eso que llamaron el Plan Hídrico 2030 y que se le impuso al gobierno Bronco. Y se dice que ello ha sido así, ya que, según los campesinos de la zona de impacto de esa presa, ésta, es flanqueada por un rancho cinegético de Rodrigo Medina y otro rancho, se le atribuye al Bronco. Así las cosas, estos políticos de la torpe y ratera oligarquía que tenemos, pues, para construir la citada presa Libertad, para nada han considerado en primer lugar la naturaleza del río Potosí, cuyas aguas deberán de llenar esa presa, inclusive se ha detectado un conjunto de tomas clandestinas publicadas en Monitor Político, que impiden la llegada de esas aguas tanto al Potosí como al río paralelo del Potosí que es el río Pablillo, abastecedor de la presa Cerro Prieto. También, se ha demostrado la naturaleza permeable de los suelos de Cerro Prieto y de dónde se construye la Libertad. Igualmente, poco o nada se ha dicho (a no ser en Monitor Político) de que donde será el vaso de la presa Libertad, se tiene una estación de bombeo de PEMEX para el gas que viene de Texas y va a la planta industrial de San Luis Potosí y Guanajuato ¿Se desmantelará esa estación de bombeo? ¿Aceptará PEMEX quitar esa estación de donde está? ¿Quitará su tubería? ya que de no hacerse todo quedará bajo las aguas de la Libertad. ¿Aceptará CFE mover decenas de torres de Alta Tensión de lo que será el vaso de esa presa? En todo ello, se ha guardado silencio, pero ello sólo desatará no sólo la furia de los ejidatarios, como ya está sucediendo, sino también del gobierno Federal, más, cuando se entere del no cumplimiento de unas 60 recomendaciones del Estudio de Impacto Ambiental (MIA-R, autorizado por SEMARNAT. Oficio No. SGPA/DGIRA/DG/06796. Ciudad de México 28/AGO/2019), las cuales su no cumplimiento, ya acarrea severas afectaciones a los ecosistemas de Nuevo León y vidas humanas, así como de Tamaulipas, en sus ríos de la cuenca del San Fernando y a la Laguna Madre. Pero también, está la destrucción de 9 sitios arqueológicos de unos 13 mil años de antigüedad (se estima, por los investigadores que laboraron en tales sitios, que se perderían unos 25 sitios más de antiguos pobladores con la realización del vaso de tal presa). En lo jurídico, la cosa es una vil violación al Estado de Derecho, ya que a los campesinos ante tales obras de la Libertad y afectación de su agua les fue otorgado en primera instancia un Amparo, pero a lo cual el gobierno Bronco no detuvo las obras y eso implicó que el juez ha determinado que declaren sobre ello, al Bronco (representado por su director Jurídico) y al director de Agua y Drenaje, un asunto que se detuvo por el problema de la Pandemia del COVID-19, pero que ya se ha reactivado. Igualmente, Sandra Barajas, un cartucho muy quemado para supuestamente arreglar asuntos del saqueo institucional a los hombres del campo y sus tierras, ofreció 500 mil pesos a cada campesino por sus aguas, pero todo fue una hablada, al igual que se les iba a llevar a una colonia construida ex profeso, llamada Libertad, para los campesinos que perdieran su casa, pero todo ha sido puras mentiras. Ayer el secretario General de Gobierno, Enrique Torres Elizondo, ante los indignados campesinos, negó el pago de los 500 mil pesos, al mencionar que no se les puede pagar por ceder derechos del agua, ya que se trata de un bien común, no negociable y menos que sea pagado en dinero. A ello, el asesor jurídico de los ejidatarios, el abogado, Gerardo Jiménez Cantú, dijo que Torres Elizondo, lo único que pone en evidencia es su total ignorancia sobre la legislación agraria. Una realidad que por lo visto sólo se prometió para ganar tiempo en construir la cortina de la presa Libertad con todos los atropellos legales, realidad, además, de no pago de sus derechos, como el caso de los campesinos del ejido Cerro Prieto que también se les prometió pago por su agua desde hace 37 años y aún tienen que andar cargando en tanques su abasto para sobrevivir. Ubaldo Chávez señaló: “Nos han afectado nuestras cosechas y para el ganado tenemos que traer aguas en pipas, porque nos quitaron el agua del Río Potosí por la obra de la Presa, y encima no nos han pagado nuestros derechos de agua", Indicó, Gerardo Jiménez, que los ejidatarios en pie de lucha tienen en plena vigencia tres concesiones para utilizar el agua del río Potosí. Hoy por la mañana, el gobierno Bronco ofreció nuevamente solucionar un conflicto que ya lleva más de dos años en detrimento de ecosistemas y seres humanos ¡Órale!

raurubio@gmail.com

Comments


Banner de la propiedad v3.1.gif
Banner HG.gif

Noticias recientes

bottom of page